¿Qué coche compro? Diésel, gasolina o híbrido, ¡te despejamos las dudas!

¿Qué coche compro? Diésel, gasolina o híbrido, ¡te despejamos las dudas!

¿Qué coche compro? Diésel, gasolina o híbrido, ¡te despejamos las dudas!

Si tienes dudas sobre qué coche comprar de segunda mano y qué combustible elegir, ¡no te preocupes! Aquí vas a encontrar varias claves para ir a tu concesionario de ocasión y llevarte el que mejor se adapte a tu día a día.

Más adelante veremos la parte buena y mala de los diferentes combustibles pero, antes de nada, vamos a ver algunas claves por las que elegimos un combustible u otro. Son básicamente cuatro

  • ¿Cuántos kilómetros recorro al año? Es importante que tengamos claro el número de kilómetros que hacemos al año, esto nos permitirá elegir el coche con el combustible más adecuado. Además, debemos valorar si hacemos viajes largos al año, como ir de vacaciones o a segundas residencias de forma habitual,  y en qué tipo de carreteras realizamos esos kilómetros (ciudad, autovías o carreteras convencionales).
  • ¿De cuánto dinero dispongo? Aquí el precio debería ser lo de menos porque lo que estamos buscando es que un ahorro a largo plazo. El precio será un problema si no conseguimos la financiación necesaria o no tenemos ahorrado nada para dar una entrada, por ejemplo, por lo que los coches de segunda mano son una opción perfecta. Es cierto que, si elegimos el mismo modelo con el mismo equipamiento, habitualmente los coches que se mueven con gasolina tienen precios menores, seguidos por los diésel y los híbridos, en este orden. Hay que destacar que entre estos dos últimos la diferencia económica no varía en exceso.
  • ¿Preocupado por el medioambiente? Otra de las claves que, cada vez más, se tienen en cuenta a la hora de elegir un combustible u otro es el cuidado del medioambiente. Los concesionarios de ocasión son conscientes y ofrecen cada vez más este tipo de coches para los conductores con una alta conciencia medioambiental.
  • Y tú, ¿de quién eres? La una clave que no se puede medir de ninguna manera y es aquella que nos lleva a elegir un combustible u otro por un tema personal, incluso por alguna manía. Los amantes de la gasolina buscan una conducción más suave, menos ruidosa y más deportiva. Los que se deciden por los coches híbridos se decantan por las ventajas fiscales y de movilidad y el cuidado del medioambiente y los fieles al diésel lo harán por el precio del combustible, porque no tengan pensado en cambiar de coche en poco tiempo y porque recorren muchos kilómetros al año. De cualquier manera, y sea cual sea tu elección, seguro será la adecuada a tu estilo de vida.

Coche diésel: ventajas e inconvenientes

En los años 90 los coches diésel gozaban de una gran popularidad que, con el paso de los años y la mala fama que se generó en torno a este combustible por ser más contaminante, minó sus ventas en los años posteriores.

Hoy en día los coches diésel cumplen estrictas normativas anticontaminación y son el coche favorito de aquellos usuarios que vayan a recorrer más de 15000 kilómetros al año, sobre todo por autovías o carreteras convencionales. El precio del diésel sigue siendo mucho más competitivo y, a largo plazo, nos rentará mucho más adquirir este tipo de coches.

Ventajas de los coches diésel:

  • Menor consumo y combustible más barato
  • Más PAR motor que lo hace perfecto para los tan de moda SUV, furgonetas y todoterrenos.
  • Más autonomía en viajes largos.
  • Emisión de CO2 menor que un coche gasolina.

Inconvenientes de los coches diésel:

  • Precios más elevados de compra. Es recomendable optar por coches diésel de segunda mano que nos permiten adquirir coches con mayor equipamiento a mejor precio que uno nuevo con menos extras.
  • Mantenimiento más caro: seguros, ITV, revisiones…
  • Más emisiones de NO2 a la atmósfera que un gasolina.
  • Legislación a medio plazo no tan favorable como para los gasolina.

Coche gasolina: ventajas e inconvenientes

Si recorres menos de 15000 kilómetros al año, en su mayoría por carretera y tienes un presupuesto más ajustado, un coche gasolina es tu mejor aliado. Este sería el coche que, si buscas un carácter más deportivo y quieres huir del híbrido, entraría dentro de tus planes.

Por otro lado, los amantes de los coches que cambian cada 4-5 años de vehículo o tienen un parque móvil más extenso, os decantaréis por este combustible. En el mercado de segunda mano encontramos coches con motor gasolina espectaculares a precios hasta un 50% más barato que el mismo modelo nuevo.

Ventajas de los coches gasolina:

  • Menor precio a la hora de adquirirlo.
  • Más ligereza al pesar menos el motor gasolina que el diésel y menos que el híbrido con las baterías.
  • Menor coste del mantenimiento.
  • Menor emisión de NO2 que un coche diésel.

Inconvenientes de los coches gasolina:

  • Precio más elevado del combustible.
  • Mayor consumo que un diésel.
  • Más emisiones de CO2 a la atmósfera que un diésel.

Coche híbrido: ventajas e inconvenientes

Hablar de un coche híbrido es quedarse muy corto porque existen en el mercado distintos tipos. Tenemos híbridos ligeros, con un sistema de 48 V que se utiliza para ciertos momento puntuales, como puede ser al arrancar el coches; híbridos convencionales que poseen un motor de combustión apoyado por uno eléctrico cuya batería se carga mediante la frenada o gracias al motor térmico; e híbridos enchufables que llevan un motor de combustión y uno eléctrico, éste último con una batería mucho mayor que da más autonomía y que, además, puede cargarse con una fuente externa.

Si no vas a recorrer más de 60 kilómetros al día y el uso del coche lo haces en ciudad, los híbridos enchufables son una opción perfecta -mucho más que sus otros dos hermanos- porque, además de las ventajas fiscales y de movilidad que obtendremos, cada vez encontramos más puntos de carga en gasolineras, ciudades, centros comerciales y de ocio… que nos animan a hacernos con estos vehículos.

Ventajas de los coches híbridos enchufables:

  • Cero gasto en desplazamientos cortos al no usar combustible.
  • Etiquetas Cero emisiones disponibles.
  • Mejor movilidad en las ciudades: uso del carril BUS/VAO, parquímetros gratuitos en algunas ciudades…
  • Emisiones muy bajas.

Inconvenientes de los coches híbridos enchufables:

  • Precio más elevado de compra del vehículo. Aquí hay que recordar los precios tan buenos que podemos conseguir comprando estos coches de segunda mano.
  • Maleteros más pequeños por el espacio que ocupan las baterías.
  • Necesidad de tener un punto de carga en un garaje o en la calle. Son muchas las ciudades que instalan puntos de carga para coches híbridos enchufables para personas que viven en pisos.

Con todo esto que te hemos contado ya sólo te falta analizar tu día a día, echar cuentas y visitar tu concesionario de confianza para que te terminen de asesorar en lo que se refiere a financiación, compra-venta de tu actual coche, algunos flecos másy, ¡a disfrutar de tu nuevo coche gasolina, diésel o híbrido!

Si te ha gustado, te ha sido útil y tienes claro si comprar un coche diésel, gasolina o híbrido, visita nuestras redes sociales (facebook en el panel de la derecha) e instagram aquí, comparte este artículo y recomiéndanos.

Parte superior